Saltar al contenido
Vida de Santo

Santo Rosario

Este pequeño aparto te mostraré un índice que habla sobre el Santo Rosario, distintas maneras de rezarlo, para difuntos, el Rosario Misionero e incluso con meditaciones con el Papa San Juan XXIII.

Índice

    Cómo rezar el Santo Rosario completo

    El Santo Rosario se divide básicamente en 3 partes: Oraciones de inicio, coronilla y letanía con oraciones finales.

    Las oraciones de inicio comprenden la señal de la cruz, una invocación al Espíritu Santo y el Acto de contrición. La Coronilla se refiere a la meditación de cada uno de los misterios, el rezo del padre Nuestro y los 10 Aves Marías.

    Después de la Coronilla, se reza la devoción de las 3 Aves Marías, la La Salve, y la Letanía.

    Da clic en la siguiente imagen para que veas nuestra guía completa de cómo rezar el Santo Rosario completo:

    ¿Cuáles son los misterios completos del Santo Rosario?

    Anteriormente solo teníamos el compendio de 3 misterios: Gozosos, Dolorosos y Gloriosos.

    Esto comprendía un total de 150 Ave María. Esto se debe a que, antiguamente, los monjes rezaban con los 150 Aves Marías, siendo así que ellos inventaron una manera para que los fieles pudieran rezar también sin tener que memorizar todos los salmos.

    Esta necesidad se dio porque la educación era casi escasa, siendo que no todos los fieles sabias leer, entonces fueron enseñando a que rezaran 150 Aves Marías. Con el paso del tiempo se empezaron a agregar los misterios y tomar la forma de como conocemos el Rosario el Día de Hoy.

    Fue el Papa Juan Pablo II en el año 2002 quién decidió agregar los misterios luminosos para el día Jueves en su carta apostólica «ROSARIUM VIRGINIS MARIAE«

    A continuación te dejo el link para rezar el Santo Rosario de cada uno de los misterios:

    Nueva Letanía del Rosario católico

    Las letanías del Santo Rosario, también llamadas letanías de la Virgen, Letanía Lauretana o letanía de Loreto, son súplicas a María en algunas de sus diferentes advocaciones.

    La palabra letanía proviene del griego litanéia que quiere decir súplica u oración de súplica.

    Se le llama Lauretana porque estas letanías se cree que se desarrollaron en el santuario de la Virgen de Loreto, Italia.

    El papa Clemente VIII aprobó estas letanías en el decreto «Quoniam multi» en 1601, de las cuales se tiene registros desde el siglo XII.

    En el 2020 el Papa Francisco agregó tres nuevas letanías: ‘Madre de la misericordia’, ‘Madre de la esperanza’ y ‘Consuelo para los migrantes’.

    El Santo Rosario misionero

    Veremos que hay diferentes maneras de orar el Santo Rosario en cuanto a su ofrecimiento. El Arzobispo Estado Anídense J. Sheen nos dejó un legado muy importante: El Rosario Misionero.

    El mismo decía que ofrecer un rosario por las misiones es como darle «Un Abrazo al mundo», pues mediante este trabajo de misionar con la oración, ayudamos a que llegue el Reino de Dios a todo el mundo.

    Con mucho gusto te comparto la siguiente guía para rezar el Santo Rosario misionero, en donde cada misterio se ofrece por las misiones de cada continente, solo tienes que dar clic en la siguiente imagen.

    Santo Rosario para difuntos

    El Santo Rosario es un punto clave e importante para ayudar a nuestros difuntos, pues pedimos la intercesión de nuestra madre Santísima por alguno de nuestros hermanos que a partido de esta vida.

    Por eso, ya sea para el rezo de la novena, del mes o cualquier otro tipo, hemos realizado esta pequeña guía del Rosario para difuntos, en dónde te guiamos paso a paso con cada uno de los misterios.

    Recuerda que algunos solemos agregar al Ave María un «Ruega por Él (Ella)» y también en la letanía, en lugar de decir Ruega por nosotros, lo sustituimos por «Ruega por Él».

    De todo corazón espero que te sea de gran utilidad, solo tienes que dar clic en el siguiente enlace:

    Misterios del Santo Rosario los Martes y Viernes

    Oración para un difunto

    Santo Rosario de San Juan XXIII

    Cuando el 20 de octubre de 1958 los cardenales, reunidos en cónclave, eligieron a Angelo Roncalli como Papa, muchos lo consideraron, por su edad y reputación ambigua, como un Papa de transición, sin darse cuenta de que el pontificado de este hombre de 76 años marcaría un giro en la historia e iniciaría una nueva era para la Iglesia.

    Tomó el nombre de Juan en honor al precursor y al discípulo amado, pero también porque era el nombre de una larga lista de papas cuyos pontificados habían sido cortos.

    Su encíclica progresiva, Mater et Magistra , se publicó en 1961 para conmemorar el aniversario de la Rerum novarum de León XIII . Pacem in terris , que aboga por la libertad y la dignidad humanas como base del orden mundial y la paz, se publicó en 1963.

    Elevó la Pontificia Comisión de Cine, Radio y Televisión a la categoría de curial, aprobó un nuevo código de rúbricas para el Breviario y el Misal.

    Hizo notables avances en las relaciones ecuménicas al crear un nuevo Secretariado para la Promoción de la Unidad de los Cristianos y al nombrar al primer representante en la Asamblea del Consejo Mundial de Iglesias celebrada en Nueva Delhi (1961). 

    En 1960 consagró catorce obispos para Asia, África y Oceanía. La Fundación Internacional Balzan le otorgó su Premio de la Paz en 1962.

    Desde su muerte el 3 de junio de 1963, se ha escrito y hablado mucho sobre el calor y la santidad del amado Papa Juan. Quizás el testimonio del mundo se expresó mejor mediante un dibujo de periódico de la tierra envuelta en luto con la simple leyenda, «Una muerte en la familia».

    Santo rosario con pensamientos de San Juan Pablo II

    El Papa Juan Pablo II fue ordenado en 1946, se convirtió en obispo de Ombi en 1958 y se convirtió en arzobispo de Cracovia en 1964. Fue nombrado cardenal por el Papa Pablo VI en 1967, y en 1978 se convirtió en el primer Papa no italiano en más de 400 años.

    Fue un firme defensor de los derechos humanos y utilizó su influencia para lograr cambios políticos. Murió en Italia en 2005. En julio de 2013 se anunció que sería declarado santo en abril del año siguiente.

    El 30 de septiembre de 2013, el Papa Francisco anunció que las canonizaciones del Papa Juan Pablo II y del Papa Juan XXIII ocurrirían el 27 de abril de 2014.

    El anuncio de la canonización del Papa Juan Pablo II se produjo después de que el Vaticano revelara que dos milagros fueron atribuidos al difunto papa.

    A continuación te comparto una guía para rezar el Santo Rosario con breves reflexiones que hizo el Santo Padre Juan Pablo II:

    10 Jaculatorias para el Rosario de difuntos

    La jaculatorias son oraciones breves fáciles de memorizar. Por esa razón, comparto contigo una lista de 10 jaculatorias para difuntos, aunque no son todas las que existen, también comparto contigo otras cuantas jaculatorias que también te servirán.

    Estas jaculatorias se pueden utilizar en el rezo del Santo Rosario, cuando rezamos por un difunto después de cada oración, en la Celebración Eucarística, etc.

    El Santo Rosario rezado de distinta manera

    Como hemos visto hasta ahora, hay diferentes maneras de orar el Santo Rosario, cada una de ellas encaminadas a solicitar la ayuda de nuestra Madre Santísima.

    Siendo así, te comparto otras maneras de rezar el Santo Rosario:

    Qué es el Rosario católico

    El propósito del Rosario es ayudar a recordar ciertos hechos principales de la historia de nuestra salvación. 

    Hay veinte misterios reflejados en el Rosario, y estos se dividen en los cinco Misterios Gozosos (dichos el lunes y sábado), los cinco Misterios Luminosos (dichos el jueves), los cinco Misterios Dolorosos (dichos los martes y viernes), y los cinco misterios gloriosos (dichos el miércoles y el domingo). 

    Como excepción, los Misterios Gozosos pueden decirse los domingos durante el Adviento y Navidad, mientras que los Misterios Dolorosos pueden decirse los domingos de Cuaresma.

    A veces se pregunta por qué, de todos los incidentes en la vida de nuestro Señor, el Rosario solo considera estos veinte en particular.

    Los misterios del Rosario se basan en los incidentes de la vida de Nuestro Señor y Su Madre que se celebran en la Liturgia.

    Existe un paralelo entre las principales fiestas en honor a nuestro Señor y su Madre en el año litúrgico y los veinte misterios del Rosario

     En consecuencia, quien reza los veinte misterios del Rosario en un día reflexiona sobre todo el ciclo litúrgico que la Iglesia conmemora durante el transcurso de cada año.

    Por eso algunos Papas se han referido al Rosario como un compendio del Evangelio. No se pueden cambiar los misterios del Rosario sin perder las indulgencias que la Iglesia concede para el rezo del Rosario.

    ¿Qué significa Rosario?

    El Rosario significa «Corona de Rosas». 

    Nuestra Señora ha revelado a varias personas que cada vez que rezan un Ave María le están regalando una hermosa rosa y que cada Rosario completo la convierte en una corona de rosas. La rosa es la reina de las flores, por lo que el Rosario es la rosa de todas las devociones y, por tanto, la más importante. 

    El Santo Rosario se considera una oración perfecta porque dentro de él se encuentra la asombrosa historia de nuestra salvación. Con el Rosario de hecho meditamos los misterios de la alegría, del dolor, de la gloria y de la luz Jesús y María.

    Es una oración sencilla, tan humilde como María. Es una oración que todos podemos decir junto con Ella, la Madre de Dios. Con el Ave María la invitamos a rezar por nosotros. 

    Nuestra Señora siempre concede nuestra petición. Ella une su oración a la nuestra. Por lo tanto, se vuelve cada vez más útil, porque lo que María pide, lo recibe siempre, Jesús nunca puede decir que no a lo que pide su Madre.

    En cada aparición, la Madre celestial nos ha invitado a rezar el Rosario como arma poderosa contra el mal, para llevarnos a la verdadera paz.

    Con tu oración hecha junto con tu Madre celestial, puedes obtener el gran don de provocar un cambio de corazón y conversión. Cada día, a través de la oración puedes alejar de ti mismo y de tu patria muchos peligros y muchos males.

    Puede parecer una oración repetitiva pero en cambio es como dos novios que muchas veces se dicen las palabras: «Te amo» 

    Historia del Santo Rosario

    La tradición sostiene que Santo Domingo (m. 1221) ideó el rosario tal como lo conocemos.

    Movido por una visión de nuestra Madre, predicó el uso del rosario en su obra misionera entre los albigenses, que habían negado el misterio de Cristo.

    Algunos eruditos hacen una excepción al papel de Santo Domingo en la formación del rosario. Los primeros relatos de su vida no lo mencionan, las constituciones dominicanas no lo vinculan con él y los retratos contemporáneos no lo incluyen como símbolo para identificar al santo.

    En 1922, Dom Louis Cougaud afirmó: «Los diversos elementos que entran en la composición de esa devoción católica comúnmente llamada rosario son el producto de un desarrollo largo y gradual que comenzó antes de la época de Santo Domingo, que continuó sin que él participara en ella, y que sólo alcanzó su forma final varios siglos después de su muerte «.

    Sin embargo, otros eruditos refutarían que Santo Domingo no tanto «inventó» el rosario sino que predicó su uso para convertir a los pecadores ya los que se habían desviado de la fe. Además, al menos una docena de papas han mencionado la conexión de Santo Domingo con el rosario, sancionando su papel como al menos una «creencia piadosa»

    El rosario ganó mayor popularidad en el siglo XVI, cuando los turcos musulmanes asolaban Europa del Este. Recordemos que en 1453, Constantinopla había caído en manos de los musulmanes, dejando los Balcanes y Hungría abiertos a la conquista.

    Con los musulmanes atacando incluso la costa de Italia, ahora estaba en juego el control del Mediterráneo.

    En 1571, el Papa Pío V organizó una flota al mando de Don Juan de Austria, medio hermano del rey Felipe II de España.

    Mientras se realizaban los preparativos, el Santo Padre pidió a todos los fieles que rezaran el rosario e imploraran las oraciones de la Santísima Madre, bajo el título Nuestra Señora de la Victoria, que nuestro Señor conceda la victoria a los cristianos.

    Aunque la flota musulmana excedía en número a la de los cristianos tanto en barcos como en marineros, las fuerzas estaban listas para enfrentarse en la batalla.

    El buque insignia cristiano ondeaba una pancarta azul que representaba a Cristo crucificado. El 7 de octubre de 1571, los musulmanes fueron derrotados en la batalla de Lepanto. Al año siguiente, el Papa San Pío V estableció la Fiesta del Santo Rosario el 7 de octubre.

    El hecho de que nuestra Iglesia continúe incluyendo la Fiesta del Santo Rosario en el calendario litúrgico da testimonio de la importancia y bondad de esta forma de oración.

    El arzobispo Fulton Sheen dijo: «El rosario es el libro de los ciegos, donde las almas ven y representan el mayor drama de amor que el mundo haya conocido; es el libro de los sencillos, que los inicia en misterios y conocimientos más satisfactorios que la educación de otros hombres; es el libro de los ancianos, cuyos ojos se cierran sobre la sombra de este mundo y se abren a la sustancia del próximo. El poder del rosario es indescriptible»

    Este artículo apareció en la edición del 6 de octubre de 1994 de «The Arlington Catholic Herald». Cortesía del periódico diocesano «Arlington Catholic Herald» de la diócesis de Arlington (VA).

    ¿Cómo nació la idea del Rosario?

    Según nos platicaba uno de nuestros directores espirituales, el Santo Rosario nació porque inicialmente los monjes oraban con los 150 Salmos de las Sagradas Escrituras.

    De hecho, en la actualidad, formalmente ya tenemos bien establecida la Liturgia de las horas y los misterios del Santo Rosario.

    Sin embargo, en los inicios del cristianismo, la gran mayoría de la población sufria de analfabetismo, por lo que era muy complicado para ellos recordar de memoria cada uno de los salmos y también leerlos.

    Esta fue una razón por la que se fue dando la idea de sustituir los 150 salmos por 150 Aves Marías que sería más fácil para los fieles laicos.

    Durante todos estos siglos es como se ha ido modificando y perfeccionando el esquema general de cómo rezar el Santo Rosario, teniendo incluso ahora los misterios luminosos, por lo que un Rosario completo hoy en día ya no es de 150 cuentas, sino de 200 en total (Más las del padre nuestro y las oraciones finales) y dividiendolos en 5 misterios por día.

    ¿Por qué inicio el rezo del Santo Rosario?

    Según nos platicaba uno de nuestros directores espirituales, el Santo Rosario nació porque inicialmente los monjes oraban con los 150 Salmos de las Sagradas Escrituras.

    De hecho, en la actualidad, formalmente ya tenemos bien establecida la Liturgia de las horas y los misterios del Santo Rosario.

    Sin embargo, en los inicios del cristianismo, la gran mayoría de la población sufria de analfabetismo, por lo que era muy complicado para ellos recordar de memoria cada uno de los salmos y también leerlos.

    Esta fue una razón por la que se fue dando la idea de sustituir los 150 salmos por 150 Aves Marías que sería más fácil para los fieles laicos.

    Durante todos estos siglos es como se ha ido modificando y perfeccionando el esquema general de cómo rezar el Santo Rosario, teniendo incluso ahora los misterios luminosos, por lo que un Rosario completo hoy en día ya no es de 150 cuentas, sino de 200 en total (Más las del padre nuestro y las oraciones finales) y dividiéndolos en 5 misterios por día.