Santo Rosario «Rosario y Vida», reflexiones breves

Ver más: Santo Rosario
Corresponde a:

Para ver el contenido de esta página, solo da clic sobre los misterios que te interesan orar, esto permite una búsqueda más fácil en tu oración. De igual manera los puedes cerrar dando clic en el guión (o cruz) que se encuentra al lado de cada título.

Cómo iniciar el Santo Rosario

Señal de la cruz

Lector: En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.
Todos: Amén

Oración de invocación al Espíritu Santo:

Lector: Ven Espíritu Santo, llena los corazones de tus fieles.
Todos: Y enciende en ellos el fuego de tu amor.

Lector: Envía, Señor, tu Espíritu
Todos: Y se renovará la faz de la tierra.

Oremos:

¡Oh Dios, que has instruido
los corazones de tus fieles
con la luz del Espíritu Santo!,
concédenos que sintamos rectamente
con el mismo Espíritu
y gocemos siempre de su divino consuelo.
Por Jesucristo Nuestro Señor.
Amén.

Lector: Ave María purísima
Todos: Sin pecado concebida

Acto de contrición. Todos:

Señor mío Jesucristo,
Dios y Hombre verdadero,
me pesa de todo corazón haber pecado,
porque he merecido el infierno y he perdido el cielo,
sobre todo porque te ofendí a Ti,
que eres bondad infinita,
a quien amo sobre todas las cosas.
Propongo firmemente,
con tu gracia, enmendarme y evitar las ocasiones próximas de pecado,
confesarme y cumplir la penitencia.
Confío en que me perdonarás por tu infinita misericordia.
Amén.

Lector: Abre, Señor, mis labios.
Asamblea: Y mi boca proclamará tu palabra.

Lector: Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo.
Todos: Como era en el principio, ahora y siempre,  por los siglos de los siglos. Amén.

Misterios Gozosos (Lunes y Sábados)

Hoy Lunes/Sábado vamos a recordar los misteriosos Gozosos de nuestro Señor Jesucristo. Recordemos poner en manos de nuestra Madre cada una de nuestras peticiones.

Primer Misterio Gozoso: La Encarnación del Hijo de Dios

(Lc 1,26-31.38)

Meditación:

A cada uno Dios le asigna una misión especial que desempeñar en este mundo. María recibió la misión más difícil y comprometedora: El ser la Madre de Jesús, el Salvador del mundo. No obstante, a pesar de las grandes dificultades que esto implicaba, María aceptó con mucho gusto.

Aprendamos de ella a dar siempre a Dios una respuesta generosa, aunque a veces tengamos que enfrentarnos a grandes sacrificios para seguir el llamado del Señor.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Segundo Misterio Gozoso: La Visitación de Nuestra Señora a su prima Santa Isabel

(Lc 1, 39-42)

Meditación:

Al recibir al Hijo de Dios en su seno, María se dirige a su prima Isabel, transformándose en la primera misionera de Cristo.

Aprendamos a tener un verdadero amor a nuestros hemanos, preocupándonos por su bien material y espiritual.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Tercer Misterio Gozoso: El Nacimiento del Hijo de Dios en el portal de Belén

(Lc 2, 1-20)

Meditación:

No obstante que fuera el Hijo de Dios, Jesús quiso nacer en la más grande pobreza.

Aprendamos a tener siempre un corazón abierto hacia los más pobres y necesitados.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Cuarto Misterio Gozoso: La presentación de Jesús en el Templo

(Lc 2, 22-35)

Meditación breve:

María respetó y cumplió siempre la Ley de Dios.

Esto nos invita a luchar cada día más para concer la Palabra de Dios y vivirla con entusiasmo.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Quinto Misterio Gozoso: El Niño Jesús perdido y hallado en el Templo

(Lc 2, 41-52)

Meditación breve para el Santo Rosario:

Para obedecer a la voluntad del Padre celestial, Jesús se queda en el Templo de Jerusalén, escuchando e interrogando a los maestros de la Ley.

Tratemos de imitar su ejemplo, haciendo el esfuerzo por descubrir siempre más el plan de Dios y vivirlos con generosidad.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Para concluir el Santo Rosario se reza:
1 Padre Nuestro
3 Aves Marías
La letanía (Más delante las podras encontrar en «Cómo terminar el Santo Rosario»)

Misterios Dolorosos (Martes y Viernes)

Los días martes y viernes vamos a meditar los misterios dolorosos de nuestro Señor Jesucristo. Recuerda poner en manos de Dios tus intenciones.

Primer Misterio Doloroso: La oración en el Huerto

(Lc 22, 39-48).

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Con la oración, Jesús se preparó a enfrentarse al sufrimiento y a la muerte. Aprendamos a orar , para superar todas las pruebas de la vida.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Segundo Misterio Doloroso: La flagelación de Jesús atado a la columna

(Mc 15, 6-15)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Nuestros pecados fueron la causa de los sufrimientos de Cristo. Mediante la flagelación, Jesús pagó los pecados que cometemos satisfaciendo los deseos de la carne.

Aprendamos a dominar nuestro cuerpo, con el ayuno y la penitencia.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Tercer Misterio Doloroso: La coronación de espinas

(Mt 27, 27-31)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Siendo Dios, Jesús fue coronado como rey de burla. Así pagó nuestros pecados de soberbia.

Aprendamos a doblegar nuestra soberbia, aceptando todas las humillaciones que encontramos en la vida diaria.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Cuarto Misterio Doloroso: Jesús con la Cruz a cuestas camino del Calvario

(Lc 23, 26-31)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Para Jesús, la cruz fue la manifestación de la voluntad del Padre. Por eso la aceptó con amor.

También nosotros, si queremos ser verdaderos discípulos de Cristo, tenemos que acostumbrarnos a aceptar todos los días los pequeños sacrificios que Dios nos pide para ser fieles a nuestra vocación cristiana.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Quinto Misterio Doloroso: La crucifixión y muerte de Jesús

(Lc  23, 32-46)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Mientras Jesús daba la vida por nosotros, María estaba a los pies de la cruz, completamente unida a su sacrificio.

Aprendamos a ser colaboradores de Cristo, ofreciéndole todos los sufrimientos de la vida diria por nuestra salvación y la salvación de nuestros hermanos.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Para concluir el Santo Rosario se reza:
1 Padre Nuestro
3 Aves Marías
La letanía (Más delante las podras encontrar en «Cómo terminar el Santo Rosario»)

Misterios Gloriosos (Miércoles y Domingos)

Los días miércoles y domingos vamos a meditar los misterios gloriosos de nuestro Señor Jesucristo. Recuerda poner tus intenciones después de presentar cada misterio.

Primer Misterio Glorioso: La Resurrección del Hijo de Dios

(Mc 16, 1-18)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Tres días después de haber muerto, Jesús resucitó victorioso.

Aprendamos a morir al pecado para vivir como verdaderos hijos de Dios.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Segundo Misterio Glorioso: La Ascensión del Señor al cielo

(Hech 1, 3-11)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Cuarenta días después de la resurreción, Jesús subió al cielo para sentarse a la derecha del Padre.

Aprendamos a luchar siempre en la vida con la seguridad de que algún día llegaremos a gozar con Cristo en la patria celestial.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Tercer Misterio Glorioso: La venida del Espíritu Santo

(Hech 2, 1-13)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Diez días después de la Ascención, Jesús mandó el Espíritu Santo sobre María Santísima, los Apóstoles y un grupo de discípulos reunidos en oración.

Tomemos la costumbre de orar continuamente, pidiendo el Espíritu Santo para que nos dé fuerzas para vencer las tentaciones y vivir como testigos de Cristo.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Cuarto Misterio Glorioso: La Asunción de María al cielo

(Jdt 13,18-20)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Llegada la hora establecida por el padre celestial, María fue llevada al cielo en cuerpo y alma.

Aprendamos a seguir los ejemplos de María, para poder algún día gozar con Ella en el paraíso.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Quinto Misterio Glorioso: La coronación de María como Reina y Señora de todo lo creado

(Ap 12,1; Cant 6,10)

Meditación Breve para el Santo Rosario:

Siendo la Madre de Jesús, María es la criatura más importante que existe; es la reina del cielo y de la tierra.

Tomemos la costumbre de pedir siempre su intercesión materna, cuando necesitemos algo de parte de Dios.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Para concluir el Santo Rosario se reza:
1 Padre Nuestro
3 Aves Marías
La letanía (Más delante las podras encontrar en «Cómo terminar el Santo Rosario»).

 

Misterios Luminosos (Jueves)

Los días Jueves, el día en que se instituyó la Eucaristía, rezamos los misterios Luminosos.

Primer Misterio Luminoso: El Bautismo en el Jordán

(Mt 3,13-17)

Meditación breve para el Santo Rosario:

El bautismo es un acontecimiento fundamental en nuestra vida. Lo fue en la vida de Jesús, porque en el Jordán fue ungido para proclamar el Reino de Dios. Aquí Jesús fue consciente de su misión. Lo mismo tiene que pasar con nosotros, cuando renovemos nuestros compromisos adquiridos en el bautismo.

Aprendamos de Jesús a ser dóciles a la manifestación del Espíritu Santo, que nos impulsa a vivir como hijos de Dios.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Segundo Misterio Luminoso: Las bodas de Caná

(Jn 2, 1-11)

Meditación breve para el Santo Rosario:

En las Bodas de Caná contemplamos a María siempre atenta a las necesidades de la gente que la rodea. Al no poder solucionar algún problema, no se rinde, sino que acude a su Hijo. Un ejemplo para nosotros. Que estemos siempre dispuestos a ofrecer alguna ayuda a nuestros hermanos necesitados.

Cuando nos damos cuenta de que no podemos solucionar algún problema, no nos demos por vencidos, hasta no encontrar la solución.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Tercer Misterio Luminoso: El anuncio del Reino de Dios

(Mc 1, 14-15)

Meditación breve para el Santo Rosario:

Jesús es ante todo la Buena Noticia del Padre. Él mismo es el Evangelio. Aprendamos de él, que es manso y humilde de corazón, a llevar las buenas nuevas a los pobres, anunciar la libertad a los cautivos, a decir a los ciegos que pronto van a ver, a despedir sin cadenas a los oprimidos y a proclamar el Año de Gracia del Señor.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Cuarto Misterio Luminoso: La Transfiguración

(Mc 9, 1-10)

Meditación breve para el Santo Rosario:

En la Transfiguración, Jesús inició una nueva etapa en su vida: su camino al Calvario. Aprendamos de él que no podemos llegar a la Pascua sin pasar por la vía dolorosa de la Pasión.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Quinto Misterio Luminoso:  La institución de la Eucaristía

(Mc 14, 12-25)

Meditación breve para el Santo Rosario:

En la Eucaristía, Dios se hace Emanuel, es decir «Dios con nosotros». No lo dejemos solo, entonces. Acerquémonos a Él con toda confianza, abriéndole nuestro corazón.

† Rezar:
1 Padre nuestro
10 Ave María

Jaculatorias:

 Lector: María, Madre de gracia, Madre de misericordia
Todos: En la vida y en la muerte ampáranos gran Señora.

 Lector: Oh Jesús mío, perdónanos, líbranos del fuego del infierno,
Todos: Y lleva todas las almas al cielo, especialmente a las más necesitadas de tu divina misericordia, Amén.

Para concluir el Santo Rosario se reza:
1 Padre Nuestro
3 Aves Marías
La letanía (Más delante las podras encontrar en «Cómo terminar el Santo Rosario»)

Cómo terminar el Santo Rosario

Al finalizar el rezo de los 5 misterios del Santo Rosario, se continua orando con esta sección:

Padre Nuestro:

Padre nuestro que estás en el cielo, 
santificado sea tu Nombre;
venga a nosotros tu Reino;
hágase tu voluntad 
en la tierra como en el cielo.
Danos hoy 
nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos 
a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal. Amén.

Aves Marías del Santo Rosario:

1. Dios te Salve María Santísima, Hija de Dios Padre, Virgen Purísima antes del parto en tus manos ponemos nuestra fe para que la ilumines, llena eres de gracia el Señor está contigo, bendita eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, madre de Dios, Ruega por nosotros, pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte, Amén.

2. Dios te Salve María Santísima, Madre de Dios Hijo, Virgen Purísima en el parto, en tus manos ponemos nuestra esperanza para que la alientes, llena eres de gracia el Señor está contigo, bendita eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, madre de Dios, Ruega por nosotros, pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte, Amén.

3. Dios te Salve María Santísima, esposa de Dios Espíritu Santo, Virgen Purísima después del parto, en tus manos ponemos nuestra caridad para que la inflames, nuestros dones y carismas para que los perfecciones y todas nuestras necesidades para que las remedies, llena eres de gracia el Señor está contigo, bendita eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, madre de Dios, Ruega por nosotros, pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte, Amén.

Dios te Salve, María Santísima, Templo, Trono y Sagrario de la Santísima Trinidad, Virgen concebida sin la culpa Original

Salve

Dios te salve, Reina
y Madre de misericordia,
vida, dulzura y esperanza nuestra;
Dios te salve.
A ti llamamos
los desterrados hijos de Eva;
a ti suspiramos, gimiendo y llorando
en este valle de lágrimas.
Ea, pues, Señora, abogada nuestra,
vuelve a nosotros esos tus ojos
misericordiosos;
y después de este destierro,
muéstranos a Jesús,

Fruto bendito de tu vientre.
¡Oh, clemente, oh piadosa,
oh dulce Virgen María!
Ruega por Nosotros Santa Madre de Dios,
para que seamos dignos de alcanzar las divinas gracias y promesas de nuestros Salvador Jesucrito, Amén.

Después se sigue con la Letanía:

Letanías del Santo Rosario

Señor, ten piedad, Señor, ten piedad.
Cristo, ten piedad, Cristo, ten piedad.
Señor, ten piedad, Señor, ten piedad.
Cristo, óyenos. Cristo, óyenos.
Cristo, escúchanos. Cristo, escúchanos.

Dios, Padre celestial, Ten piedad de nosotros.
Dios, Hijo, Redentor del mundo, Ten piedad de nosotros.
Dios, Espíritu Santo, Ten piedad de nosotros.
Santísima Trinidad, que eres un solo Dios, Ten piedad de nosotros.

Santa María, Ruega por nosotros.
ruega por nosotros, Ruega por nosotros.
Santa Madre de Dios, Ruega por nosotros.
Santa Virgen de las Vírgenes, Ruega por nosotros.
Madre de Cristo, Ruega por nosotros.
Madre de la Iglesia, Ruega por nosotros.
Madre de la divina gracia, Ruega por nosotros.
Madre purísima, Ruega por nosotros.
Madre castísima, Ruega por nosotros.
Madre siempre virgen, Ruega por nosotros.
Madre inmaculada, Ruega por nosotros.
Madre amable, Ruega por nosotros.
Madre admirable, Ruega por nosotros.
Madre del buen consejo, Ruega por nosotros.
Madre del Creador, Ruega por nosotros.
Madre del Salvador, Ruega por nosotros.
Madre de misericordia, Ruega por nosotros.
Virgen prudentísima, Ruega por nosotros.
Virgen digna de veneración, Ruega por nosotros.
Virgen digna de alabanza, Ruega por nosotros.
Virgen poderosa, Ruega por nosotros.
Virgen clemente, Ruega por nosotros.
Virgen fiel, Ruega por nosotros.
Espejo de justicia, Ruega por nosotros.
Trono de la sabiduría, Ruega por nosotros.
Causa de nuestra alegría, Ruega por nosotros.
Vaso espiritual, Ruega por nosotros.
Vaso digno de honor, Ruega por nosotros.
Vaso de insigne devoción, Ruega por nosotros.
Rosa mística, Ruega por nosotros.
Torre de David, Ruega por nosotros.
Torre de marfil, Ruega por nosotros.
Casa de oro, Ruega por nosotros.
Arca de la Alianza, Ruega por nosotros.
Puerta del cielo, Ruega por nosotros.
Estrella de la mañana, Ruega por nosotros.
Salud de los enfermos, Ruega por nosotros.
Refugio de los pecadores, Ruega por nosotros.
Consoladora de los afligidos, Ruega por nosotros.
Auxilio de los cristianos, Ruega por nosotros.
Reina de los Ángeles, Ruega por nosotros.
Reina de los Patriarcas, Ruega por nosotros.
Reina de los Profetas, Ruega por nosotros.
Reina de los Apóstoles, Ruega por nosotros.
Reina de los Mártires, Ruega por nosotros.
Reina de los Confesores, Ruega por nosotros.
Reina de las Vírgenes, Ruega por nosotros.
Reina de todos los Santos, Ruega por nosotros.
Reina concebida sin pecado original, Ruega por nosotros.
Reina asunta a los Cielos, Ruega por nosotros.
Reina del Santísimo Rosario, Ruega por nosotros.
Reina de la familia, Ruega por nosotros.
Reina de la paz. Ruega por nosotros.

Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo. Perdónanos, Señor.
Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo, Escúchanos, Señor.
Cordero de Dios, que quitas el pecado del mundo, Ten piedad y misericordia de Nosotros.

 

Oración Final

Oremos

Te rogamos nos concedas,
Señor Dios nuestro,
gozar de continua salud de alma y cuerpo,
y por la gloriosa intercesión
de la bienaventurada siempre Virgen María,
vernos libres de las tristezas de la vida presente
y disfrutar de las alegrías eternas.
Por Cristo nuestro Señor.
Amén.

Oración Dios te Salve

Dios te Salve, Reina y Madre de misericordia, vida, dulzura y esperanza nuestra, Dios te salve.

A ti llamamos los desterrados hijos de Eva; a ti suspiramos, gimiendo y llorando, en este valle de lágrimas. Ea, pues, Señora, abogada nuestra, vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos, y, después de este destierro, muéstranos a Jesús, fruto bendito de tu vientre. ¡Oh clementísima, oh piadosa, oh dulce Virgen María!

Ruega por nosotros Santa Madre de Dios,
Para que seamos dignos de alcanzar la gloria y promesa de nuestro Señor Jesucristo, Amén.

En el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

También te puede interesar:

Ave María cantado con acordes para el Santo Rosario

Ave María cantado con acordes para el Santo Rosario

Cuando usarlo: Salida de Misa Mariana| Santo Rosario Canto Mariano del Ave María con acordes Rasgueo: Balada ( ↓↑↓↓ ) Recuerda poner en horizontal tu celular para apreciar mejor la letra: Re La La7 Re La Ave María, Ave Marí -a. Re La Re La La7 Re Ave María, Ave...

Rosario misionero, por cada continente

Rosario misionero, por cada continente

Para ver el contenido de esta página, solo da clic sobre los misterios que te interesan orar, esto permite una búsqueda más fácil en tu oración. De igual manera los puedes cerrar dando clic en el guión (o cruz) que se encuentra al lado de cada título. En cada misterio...

Santo Rosario para pedir virtudes y una intención por cada misterio

Santo Rosario para pedir virtudes y una intención por cada misterio

Para ver el contenido de esta página, solo da clic sobre los misterios que te interesan orar, esto permite una búsqueda más fácil en tu oración. De igual manera los puedes cerrar dando clic en el guión (o cruz) que se encuentra al lado de cada título.Señal de la cruz...

Danos tus comentarios en Redes Sociales
Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia posible en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio, acepta nuestro uso de cookies.
Aceptar